ALDO BONILLA CHAVEZ

Una tradición legendaria

Así como a la Feria Nacional de San Marcos no se le concibe sin su jugada y sin su Serial Taurino, tampoco podría ser la misma si no contara con la participación de los charros a través de su torneo Nacional y de sus charreadas, que reúnen a los mejores equipos y profesionales del país y que atrae a miles de turistas de diferentes naciones.


La Feria entonces no sería la misma sin nosotros, afirma a FUERZA AGUASCALIENTES el renombrado médico y charro don Juan José de Alba Martín quien dice que la charrería es sin duda alguna el gran deporte nacional y en esta Feria volverá a demostrar una vez más su tradición y su belleza legendaria.


Se ha conformado un programa sumamente atractivo, y se dice que es el mejor en décadas, porque sabemos la importancia que tiene nuestra Verbena y porque somos una familia que está luchando codo con codo para que Aguascalientes pueda enorgullecerse de sus charros. Actualmente tenemos 650 charros federados, 26 Asociaciones, 14 escaramuzas con 8 integrantes cada una, por lo que somos una gran familia.


La charrería, dice el doctor Juan José, está resurgiendo con gran fuerza y eso además de alegrarnos también nos pone el reto de que podemos hacer mucho más, por lo que creemos que ya estamos presenciando competencias feriales que harán historia.


Habla con verdadera pasión del sin fin de eventos que se han realizado los últimos meses en todos los municipios y aquí en la ciudad, aunque lamenta que no reciban tanta difusión como el futbol o los toros, sin embargo con los grandes equipos que vienen a la Feria dice tener confianza en que esto va a cambiar y la charrería recibirá no sólo la difusión sino la dimensión que se merece.


Estoy seguro que lo que Aguascalientes y su Feria Nacional de San Marcos se convertirán en la catedral mundial de la charrería y por todo esto presumo que vamos a tener el mejor programa charro en décadas y claro que nos da algo de sentimiento que cuando se habla de la historia de la Feria, su pasado y presente no se tome mucho en cuenta nuestra presencia.


Por eso y por nuestra historia de siglos, claro que nos da sentimiento que no se nos dé la importancia de los toros, la jugada y las peleas de gallos, es algo que ya no puede seguir y que con nuestros eventos vamos a revertir, porque estamos convencidos que una Feria Nacional de San Marcos sin sus charreadas simple y sencillamente no es Feria.


Es ilógico que para infinidad de eventos, como desfiles, romerías y otros, somos los primeros a los que se nos llama y en la Feria como que se nos invita por compromiso y eso no debe ser, pues desde siempre hemos demostrado que somos y traemos a los mejores del mundo.


La familia de los charros, dice el doctor Juan José, somos los primeros en presentar el programa ferial, los que damos más boletos, los que traemos a lo mejor de lo mejor y los que tenemos grandes llenos a pesar de que muchas veces hay corridas a la misma hora. A nosotros no nos intimida la competencia con los carteles de la Monumental y podemos demostrar que tenemos mejores asistencias, por lo que estamos pidiendo al Gobierno del Estado, al Patronato de la Feria y al Instituto del Deporte que se nos dé la categoría que merecemos.


Por todo esto, digo que la Feria no sólo es la jugada, los toros, los eventos de divertimiento y culturales, también lo son sus competencias de charrería. Y recuerda que desde la primera Feria, hace ya casi dos siglos la figura del charro se hizo presente con los jaripeos y hoy se continúa con sus grandes eventos.


El doctor Juan José de Alba, que lleva a la charrería en la sangre, dice que el llamado “más mexicano de los deportes”, en Aguascalientes ha superado el bachecito en el que había caído y hoy tiene un gran presente y un luminoso futuro, ya que cuenta con muchas asociaciones, grupos de escaramuzas y muchos niños que en unos años van a darle lustre a este deporte.


Y refiere que la charrería ha evolucionado tanto, que hay charros, que son tan extraordinarios que han hecho de esto una profesión que les da a ganar hasta más de un millón de pesos por año, entre ellos un Enrique Ramírez y aquí en Aguascalientes hay muchos que les dan gran pelea.


Nosotros, dice muy orgulloso, somos los continuadores de grandes generaciones de charros que han hecho historia a nivel nacional y aquí el doctor De Alba destaca que pese a que la charrería es un deporte sumamente caro, hay gente muy humilde que se desvive por ella sin importarle los sacrificios económicos y lo hace no sólo porque le gusta, sino porque ya lo trae en la sangre.


Por todo esto digo que el presente es luminoso y el futuro todavía lo veo mejor, porque tenemos más de 650 charros federados y hasta centenares de niños que dentro de unos años van a ser los grandes charros del siglo XXI.
  

Y tan es así que siendo Aguascalientes siendo un Estado tan chico, territorialmente hablando, creo que somos el que tiene más charros en todo el país y eso lo estamos demostrando orgullosamente en nuestros eventos de la Feria Nacional de San Marcos.


Y luego no duda al decir que la charrería antes que un deporte es una auténtica filosofía de vida, una filosofía de mexicanidad que lo primero que nos enseña es el respeto y a ser hombres de bien.


El respeto al maestro, a la autoridad, el amor y la entrega a la familia, el amor mariano hacia la Santísima Virgen.

Eso, agrega, es justamente lo que está necesitando en estos momentos la sociedad en la que nos desenvolvemos, la que parece haber perdido el rumbo e incluso estar apartándose de Dios.

La charrería es un medio para lograrnos, puesto que antes que ser deporte, nos da la filosofía de la vida, por lo tanto la charrería, está ligada a la tradición y a la historia de México y un corazón sentimental y práctico de ese pueblo mexicano es Aguascalientes que está viviendo a lo grande una edición más de su gran Feria de San Marcos.

 

Y al despedirnos el doctor Juan José de Alba Martín asegura a FUERZA AGUASCALIENTES que el Deporte Nacional en Aguascalientes constituye el principal baluarte de las más hermosas tradiciones culturales que aún poseemos.

Anuncios