En este Lienzo los jinetes o charros encargados son los que realizan las actividades diarias para estos equinos

Guamúchil, Sinaloa.- Los caballos pura sangre de la región del Évora son distinguidos por su apariencia y bello pelaje. En este Lienzo los jinetes o charros encargados son los que realizan las actividades diarias para estos caballos, los cuales comen solo dos veces al día, lo que es desayuno y cena, una cantidad pequeña; a la semana se comen de dos a tres pacas de alfalfa.

Son alrededor de cinco personas las encargadas del Lienzo Charro y cada una tiene cierta cantidad de caballos, en total son 70 equinos los que hay y de diferentes razas, como lo son el español, el azteca y el cuarto de milla; éstos son animales utilizados para las charrerías, otros son bailadores y unos más son corredores, como los cuarto de milla, así lo mencionó el charro Arturo Angulo Camacho, quien tiene varios años en la charrería junto con su familia, que también se dedica a esta actividad.

FOTOGALERÍA: CALEB MELENDRES

LIMPIEZA.
Es importante limpiar las caballerizas para que los caballos no se enfermen. 
ALMACÉN.
Los jinetes o charros tienen un sitio apropiado para guardar  las sillas de montar.
BAÑO.
El asear a los caballos es parte de la rutina de cada día; esto se hace al término de su desayuno para que queden limpios.
AMARRE.
Cuando los caballos son sacados de sus caballerizas primero los amarran para que los cheque bien el limpiador antes de ser llevado a su baño; esto lo hacen con el fin de que el caballo esté más seguro y no tenga alguna complicación. 
CORRALES.
Los caballos pasan la mayor parte del día en los corrales o caballerizas, esto con el fin de que se sientan más cómodos, además que es el lugar donde ellos desayunan y cenan dos pacas de alfalfa por semana, a veces hasta tres.
PICADO O TROTE.
Se le llama así al calentar al caballo cuando va a ser montado por su jinete; primero hace una especie de calentamiento a trote o picado.
Anuncios