La propuesta que será analizada por el Congreso refiere que en caso de maltrato animal, se podrán interponer multas que van de los 20 a 20 mil salarios mínimos. Además, deja fuera de esta tipificación a las corridas de toros, las peleas de gallos, la charrería, y la operación de zoológicos y acuerdos

 

Por Osvaldo Macuil/@OsvaldoMacuil

El gobernador, Antonio Gali Fayad envió al Congreso Local la iniciativa para crear la Ley de Bienestar Animal, la cual propone castigar el maltrato de especies hasta con 20 mil salarios mínimos, equivalentes a 1 millón 200 mil pesos.

La propuesta establece la conformación un padrón estatal de perros y gatos para tener un mayor control y así evitar el maltrato. Sin embargo, se especifica que las corridas de toros, las peleas de gallos, la charrería, así como la operación de zoológicos y acuarios, no son consideradas maltrato animal.

Los espectáculos de tauromaquia, charrería, peleas de gallos, el establecimiento de centros zoológicos y acuarios no se considerarán infracciones a la presente Ley, siempre que se realicen conforme a lo dispuesto en los ordenamientos jurídicos aplicables emitidos para tal efecto”.

El artículo 16 contiene la creación del Instituto de Bienestar Animal del Estado de Puebla como Órgano Desconcentrado de la Secretaría Desarrollo Rural, Sustentabilidad y Ordenamiento Territorial.

Este organismo se encargaría de la creación de un padrón estatal de perros y gatos; del padrón de personas físicas y establecimientos comerciales dedicados a la exhibición y venta de animales; de un padrón de criadores de animales de compañía; otro de Clínicas y Hospitales Veterinarios; el de Asociaciones de Protección Animal y el de Escuelas de Adiestramiento.

La iniciativa que será analizada en el Congreso Local refiere que en caso de maltrato animal, se podrán interponer multas que van de los 20 a 20 mil salarios mínimos, que es la unidad de medida actual para fijar las sanciones.

De igual modo se establece que ningún animal  podrá ser encadenado dentro de una propiedad que impida que pueda moverse naturalmente.

Ningún animal podrá permanecer encadenado, sujeto por cualquier medio o en un espacio reducido que no le permita su patrón de comportamiento natural, mientras se encuentra en la propiedad de su propietario o poseedor”.

Anuncios